Autogestión
No has visto un Communia en tu vida, Julio

Communia es un encuentro festival de verano que tendrá lugar del 28 al 31 de julio en el valle de Arratia, en Bizkaia
En Basoa 1
Preparando Communia, mayo 2022 (foto de Jota)
Fundación de los Comunes
30 jun 2022 18:07

El verano es una estación en que, si bien nuestras vidas no cambian su rumbo hacia la destrucción, al menos van más lentas. Quizá por eso aparecen momentos de intensidad especial. O aún mejor: piscinas. Communia es un festival de verano con piscina que tendrá lugar del 28 al 31 de julio en el valle de Arratia, en Bizkaia. La convocatoria surge de la Fundación de los Comunes, esa red de cooperación entre espacios militantes de todo el Estado: Suburbia, Katakrak, La Hidra, La Casa Invisible, Traficantes de Sueños, Synusia, La Villana, etc. Además de baños y conciertos, el cartel de Communia  promete un buen número de discusiones en torno a qué pueda ser hoy la política más allá y en contra del Estado, o eso que solía llamarse autonomía. Varias de las participantes en el grupo de coordinación del festival han accedido a responder un puñado de preguntas. Son Laia Forné (de Barcelona), Marisa Pérez Colina, Patricia Aranguren y Nuria Alabao (de Madrid), Miguel Virizuela (de Bilbao), Sara L. Fernández (de Málaga) y Marta Arrizabalaga (de Pamplona). Sus respuestas han sido tan detalladas y generosas, que lo que sigue son extractos de todo lo que han contado sobre Communia.



¿Qué os lleva a organizar esta cita? ¿Por qué este verano?


MARISA: Nos llevan las ganas. Un deseo y una necesidad muy fuerte de encontrarnos para discutir, para disfrutar de estar juntas en un tiempo libre de las prisas cotidianas, de las obligaciones -laborales, militantes, reproductivas- que te llevan corriendo a casa. Unas pequeñas vacaciones con las compañeras ya conocidas y, sobre todo, con las compañeras por conocer. ¿A quiénes llamo compañeras? A todas las personas que seguimos pensando que la política es eso que se hace desde los espacios autoorganizados; que seguimos inventando los horizontes comunes a partir de las luchas concretas; que hemos hecho de la militancia una forma de vida. Llevamos mucho tiempo de cierta bajona. El agotamiento del ciclo 15M y su resaca de apuestas derrotadas. La pandemia. Los efectos materiales y subjetivos de las sucesivas crisis. A la vez estamos viviendo destellos y movilizaciones tremendas (desde el movimiento feminista, el ecologista y el antirracista, principalmente), pero en un contexto de avance de un enemigo neoliberal cuya capacidad de apropiación, explotación, devastación de territorios y vidas parece no encontrar freno. Y hay como un run run de nueva energía para reconstruir ese freno. Para traducir el “Lo queremos todo” de las luchas de los 70 en la actualidad: ¿qué queremos?, ¿cómo nos organizamos para lograrlo?, ¿cómo multiplicamos, reforzamos, sostenemos las instituciones populares existentes?, ¿cómo creamos otras nuevas que nos hagan más capaces de cortocircuitar la máquina de acumulación neoliberal?

¿Qué queremos?, ¿cómo nos organizamos para lograrlo?, ¿cómo multiplicamos, reforzamos, sostenemos las instituciones populares existentes?, ¿cómo creamos otras nuevas que nos hagan más capaces de cortocircuitar la máquina de acumulación neoliberal?

MARTA: La principal motivación para organizar Communia es “volver a vernos”. Queremos juntarnos con otras compañeras para escuchar y compartir formas de intervenir en una realidad cada vez más inmersa en políticas y lógicas liberales y de explotación. Además, creemos que esas alianzas no se forjan únicamente en las asambleas o espacios de debate, y que la música, la socialización y los chapuzones en la piscina son también importantes para crear alianzas, pensar juntas y confabular.

Nos hemos lanzado a organizar Communia este verano porque pensamos que no podíamos no hacerlo: los movimientos sociales se encuentran en horas bajas y no podemos seguir con esta dinámica de desmovilización. Este verano es el momento de crear nuevas alianzas, de ampliar debates y de imaginar el futuro de otra manera.



¿Qué tiene Communia de festival y qué de universidad de verano? ¿Cómo se concilian esas dos almas del evento? 


MIGUEL: Una universidad es una institución en la que demasiadas veces, los que hemos pasado por ella, nos sentábamos en grandes salones a escuchar a alguien dictar cátedra. Communia es más bien un lugar con encanto donde encontrar viejas amistades y conocer nuevas compañeras con las que caminar los tiempos que vienen. Se trata de generar espacios desde donde pensar los escenarios y accionar las luchas pasadas y las que nos depara el futuro más próximo. Pensamos que Basoa es un lugar que invita a ello: un refugio. Bajo la sombra de grandes árboles y a la orilla de un río, resiste una comunidad referente de muchos proyectos en Bizkaia que nos ha abierto sus puertas. Allí, además de conspirar juntas, bailar y reír, tomar algo fresco y comer cosas ricas, podremos disfrutar de teatro, conciertos y otras formas de volver a encantarnos.  

Además de conspirar juntas, bailar y reír, tomar algo fresco y comer cosas ricas, podremos disfrutar de teatro, conciertos y otras formas de volver a encantarnos

¿Con quién te gustaría encontrarte en Communia? 


SARA: Me gustaría que Communia sirviera para reconectarnos desde iniciativas y espacios que, a pesar de encontrarse en distintos territorios y estar atravesadas por distintas (o no tan distintas) cuestiones, se muevan por deseos comunes. Juntarnos e inspirarnos mutuamente y volver cargadas de fuerzas par​​a seguir con nuevas constelaciones de aliadas. 


NURIA: Con la gente con la que milito para poder profundizar algunos debates pero también con gente nueva de otras partes del estado para entender mejor lo que pasa en otros lugares, poder compartir experiencias y pensar coordinaciones futuras. 

Me gustaría que Communia fuera la excusa para encontrarme con personas que están organizándose de alguna manera para construir contrapoder, que crean que las alianzas son esenciales

MARTA: Me gustaría que Communia fuera la excusa para encontrarme con personas que están organizándose de alguna manera para construir contrapoder, que crean que las alianzas son esenciales. También para reencontrarme con compañeras a las que hace tiempo que no veo y con las que quiero seguir trabajando.


MARISA: Con todas las iniciativas, proyectos, personas que cada día se organizan para convertir la impotencia que a veces genera la trituradora neoliberal, en prácticas y comunidades de lucha. 


LAIA: Me gustaría que Communia fuera un paréntesis en nuestras vidas y en la exigencia de los compromisos, tiempos y trabajos, para tener debates reposados y sinceros entre personas, proyectos y organizaciones políticas procedentes de distintas ciudades y experiencias.

 

¿Cuáles son los referentes, actuales y pretéritos, de Communia? ¿En qué otros encuentros os habéis fijado para preparar el vuestro?

LAIA: La idea de los festivales políticos no es nueva. Tanto partidos institucionales como movimientos autónomos han creado espacios propios para encontrarse y debatir, en un formato tranquilo y festivo, cuáles son las estrategias políticas a seguir. Pero si pensamos en Communia seguramente su referente más próximo es el Mac (Municipalismo, Autogobierno y Contrapoder). Los Mac nacieron como encuentros municipalistas entre iniciativas ciudadanas de todo el Estado español para debatir sobre distintos ejes (feminismo, remunicipalizaciones, autogobierno, etc.) con el objetivo de generar debates desde la autonomía que ampliaran y multiplicaran la potencia municipalista (entendiéndose esta no tanto desde las instituciones, sino desde los movimientos sociales, sindicales y ciudadanos). 

Desde 2015 a 2017 se realizaron 3 Mac (Iruñea, A Coruña, Madrid) y fue realmente un espacio de encuentro de distintas trayectorias políticas durante 3 días intensos de debates, bailes, cervezas y charlas. Communia creo que se inspira en lo que fueron aquellos Macs pero adaptados al nuevo contexto político social. Una oportunidad para ampliar alianzas, suavizar asperezas, tejer futuros y dibujar utopías en el horizonte próximo compartido.  



De los ejes de discusión que podemos ver en el programa, ¿en cuáles vais a participar? ¿Qué os interesa de esos debates?


NURIA: Nos hemos pasado y hay demasiadas cosas interesantes… Pero especialmente creo que la cuestión de Autonomía y organización es esencial para atravesar mejor estos tiempos de baja movilización y estar preparadas para lo que viene. También me interesa el eje de Feminismo autónomo y luchas queer porque tengo la sensación de que después de la gran oleada pasada de movilización estamos en una encrucijada y necesito que otras compañeras me ayuden a orientarme y a pensar cómo seguir.

La cuestión de Autonomía y organización es esencial para atravesar mejor estos tiempos de baja movilización y estar preparadas para lo que viene

LAIA: Como Hidra participaremos sobre todo del de Crisis ecosocial y luchas transnacionales, ya que son los temas que hemos ido trabajando últimamente. Partiendo de que no es posible hablar de crisis ecosocial sin hablar de condiciones de trabajo, de crisis de los cuidados o de colonialismo. Y de la importancia de conectar las luchas, no sólo a nivel sectorial sino también entre territorios del norte y sur global como respuesta a la crisis sistémica que estamos viviendo.

MARTA: Es complicado poder elegir porque todos los ejes me parecen interesantes y creo que se interrelacionan necesariamente. Sin embargo, teniendo en cuenta algunas de las tendencias que hemos visto estos últimos años, pienso que los debates en torno a la Tecnopolítica son muy necesarios. Tengo la sensación de que hemos perdido una parte del conocimiento que se produjo hace un par de décadas tanto acerca de dinámicas como de cuestiones más técnicas. Creo que esa pérdida de saberes debilita nuestras luchas y los deberíamos recuperar.

No es posible hablar de crisis ecosocial sin hablar de condiciones de trabajo, de crisis de los cuidados o de colonialismo

SARA: Todos los ejes de discusión están enredados unos con otros. Aunque no podré ir a todos, participaré en los debates sobre la Crisis ecosocial y en el de los Ecosistemas críticos del libro. La crisis ecosocial y su enfoque desde la perspectiva del Capitaloceno me parece fundamental para abandonar marcos de pensamiento antropocéntricos y binarios que tenemos bien anclados a la hora de imaginar o construir alternativas y soluciones. Necesitamos marcos más amplios y más críticos para (sobre)vivir, para responsabilizarnos y hacernos cargo en común de nuestra vulnerabilidad y de la precariedad de nuestras ecologías y entornos. No debemos quedarnos en el diagnóstico culpabilizante ni en el apocalipsis masculinista y desmovilizador. “Otro” fin del mundo es posible. El fin del mundo patriarcal, colonial y extractivista. 

Desde el eje de Ecosistemas críticos del libro me gustaría recoger y continuar hilos que ya se venían tejiendo con otras compañeras libreras, editoras, lectoras... 


MARISA: ¡Me gustaría estar en todas! Pero estoy implicada en los espacios de discusión de Sostenimiento y reproducción de las luchas y el de Feminismo autónomo y luchas queer, así que habré de priorizar estos. También hay que dejar tiempo para “perderlo” caminando por ahí con unos y otras, en las comidas, en los momentos de fiesta, etc…



¿Qué metas tiene Communia? ¿Qué esperáis que surja de esos días de julio? 


SARA: En estos dos últimos años se ha hecho evidente que necesitamos, de forma más urgente que nunca, ensayar nuevas formas de vida. Hemos leído, compartido, producido y también imaginado mucho acerca de otros mundos. Necesitamos esos otros mundos pero no en un futuro por venir siempre pospuesto. Necesitamos ensayar esos mundos en el presente. Desterrar las distopías y fijarnos en las grietas que se abren. Esas grietas son esas formas de vida que surgen precisamente en las luchas, en el apoyo mutuo. Creo que Communia va de eso. Para mí su meta es esa, que ese encuentro pueda tener lugar, que funcione como ensayo de esos presentes que queremos juntas. Poner en común, atrevernos a pensar, removernos, conmovernos, sacudirnos desde la alegría.

Necesitamos esos otros mundos pero no en un futuro por venir siempre pospuesto. Necesitamos ensayar esos mundos en el presente. Desterrar las distopías y fijarnos en las grietas que se abren

NURIA: Nos encontramos en un contexto complejo donde se entrecruzan distintas crisis: la producida por el cambio climático cuya solución parece muy lejana, la económica en ciernes de resultados inciertos, todo ello en acompañado de una desafección política creciente, la lógica de guerra que avanza… La sensación es de que los tiempos se aceleran y de que quizás vendrán estallidos sociales ambivalentes alejados de las formas políticas a las que estamos acostumbradas. En las luchas de base encontramos ciertas inquietudes que surgen como llamas en distintos lugares pero en las que encontramos hilos comunes. Una es la ya clásica sobre la organización y cómo coordinar y potenciar nuestras luchas en este nuevo ciclo que se abre y ante la emergencia de la ultraderecha. La pregunta sobre cómo operar desde los movimientos más potentes de los últimos tiempos –como el feminismo y el ecologismo– cuando se han convertido en discursos de gobierno o cómo sostener vidas compatibles con la militancia si cada vez hace falta trabajar más horas en peores condiciones, entre otras muchas. En cualquier caso, nos urge encontrarnos para ponerlas en común, analizar el contexto, y establecer lazos políticos a través de las estrategias que seamos capaces de elaborar juntas.

Arquivado en: Autogestión
Sobre o blog
Palabras en movimiento es el espacio en el que, desde la Fundación de los Comunes, queremos poner en común y, sobre todo, en discusión, análisis críticos con respecto a la realidad que nos rodea.
Ver todas as entradas
Informar de un error
Es necesario tener cuenta y acceder a ella para poder hacer envíos. Regístrate. Entra na túa conta.

Relacionadas

Cómic
Publicación ilustrada autogestionada ‘La Revística’ dedica su número 8 a un especial transfeminismo
La publicación autogestionada por el colectivo de La tebeoteca de Granada dedica su póster central a la resistencia palestina e incluye un especial Pokéman para identificar comportamientos sexuales violentos y tóxicos.
Teatro
Teatro Las Nanas de Távora, 40 años después: “No nos lleva a nada hacer algo artístico sin perspectiva de clase”
Concha Távora, la hija del dramaturgo andaluz Salvador Távora renovador del lenguaje teatral desde los 70, rescata una de sus obras Nanas de Espinas (1982) basada en 'Bodas de Sangre'
Instituciones culturales
Culturas Los agentes culturales comunitarios exigen al Gobierno que actúe contra el cierre de espacios como Harinera
La Red de Espacios y Agentes de Cultura Comunitaria denuncia “los atropellos de los gobiernos conservadores a la cultura”, con el ejemplo del final de Harinera anunciado por el Ayuntamiento de Zaragoza, y exige al ministro Urtasun que tome medidas.
Sobre o blog
Palabras en movimiento es el espacio en el que, desde la Fundación de los Comunes, queremos poner en común y, sobre todo, en discusión, análisis críticos con respecto a la realidad que nos rodea.
Ver todas as entradas
Migración
Migracións Burocracia para os 'refuxiados de segunda': sete rapaces malianos ante o bloqueo do Estado ao pedir asilo
Presos da guerra, chegan a un novo territorio en procura de mellores oportunidades, pero son presos de temporalidades e trámites administrativos, minguando o seu estado anímico e deixándolles estancados nun limbo temporal que os anula como cidadáns.
Caso Carioca
Caso Carioca O caso Carioca a través dunha migrante explotada sexualmente: indemnización mínima e complot policial
O garda civil Armando aliábase con proxenetas e abusaba sexualmente de mulleres prostituídas facendo uso da súa capacidade para regularizar a súa situación.
Turismo
Organización social El turismo de masas revuelve a la España costera: un verano de movilizaciones contra la gentrificación
Las personas que viven en las zonas del Estado con los procesos de turistificación más avanzados han dicho basta. Baleares, Canarias, Cantabria, Cataluña o Valencia prometen un estío de protestas sin precedentes para reclamar un cambio de modelo.
Movimientos sociales
Instituto de las Mujeres Colectivos de personas trans pierden la paciencia con Isabel García: “Debe ser cesada de inmediato”
Plataforma Trans pide medidas contra la directora del Instituto de las Mujeres tras varias informaciones esta semana que apuntan a supuestos amaños en favor de la empresa de su mujer. FELGTBI+ espera una reacción del Ministerio Igualdad.
Palestina
Palestina La ocupación israelí de los territorios palestinos es ilegal según la Corte Internacional de Justicia
Israel viola la convención de Ginebra con su política de asentamientos en Cisjordania y Jerusalén Este. Medidas como demoler propiedades palestinas y reasignarlas a colonos israelíes no son de carácter provisional y el efecto es irreversibles.
Libertades
Derechos y libertades Oleada de suicidios y revueltas en las cárceles italianas
En la cárcel de Trieste, 257 personas se hacinan en un espacio previsto para 150. Allí se desencadenaba la revuelta carcelaria más intensa de una oleada que dio inició hace pocas semanas.
O Salto medra contigo
O Salto medra contigo Eles por diñeiro, nós por un futuro mellor: subscríbete ao Salto
Sempre que unha multinacional ou un goberno intentaron cometer un atentado medioambiental no noso territorio estivemos alí para contalo. Puidemos facelo porque a nós sostennos a nosa comunidade, pero queremos chegar máis lonxe e por iso precisámoste.
Crisis climática
Cine y crisis climática Muyuna Fest, cine selvático para aprender a flotar en un mundo que se hunde
La primera muestra de cine flotante de la historia emerge sobre las aguas del barrio de Belén, en la ciudad de Iquitos (Perú) para fomentar la conservación de la Amazonía y la soberanía audiovisual de los pueblos originarios.

Últimas

Tecnología
Oligopolio tecnológico Un fallo de Microsoft provoca una caída internacional de servicios de transportes, bancos y emergencias
Una interrupción del servicio vinculada a la firma de ciberseguridad Crowdstrike y Windows ha paralizado la actividad de decenas de miles de empresas públicas y privadas poniendo de relieve la dependencia del oligopolio tecnológico.
Unión Europea
Unión Europea Von der Leyen es reelegida como presidenta de la Comisión Europea gracias a un acuerdo con Los Verdes
La presidenta de la Comisión Europea es reelegida con 401 votos a favor. Su discurso incluye nuevas medidas de securitización de las fronteras, entre otras la multiplicación por tres del polémico Frontex.
Arte
Cristina Peña “Mi referente es la artesanía que nos dieron nuestros antepasados”
La cerámica artesana de Casa Peña Slow Atelier no iba a escapar de la turistificación. Su taller se traslada desde Churriana (Málaga), a un nuevo espacio en Úbeda, ciudad de tradición artesana que acoge la marca, sus ideas, y a la propia artista.
Migración
Migraciones Burocracia para los ‘refugiados de segunda’: siete jóvenes malienses ante el bloqueo del Estado al pedir asilo
Presos de la guerra, llegan a un nuevo territorio en búsqueda de mejores oportunidades, pero son presos de temporalidades y trámites burocráticos, mermando su estado anímico y dejándoles estancados en un limbo temporal que los anula como ciudadanos.
Más noticias
Sidecar
Sidecar El mismo filo de la navaja: Starmer contra la izquierda
Desde el principio de su liderazgo, Starmer y su equipo decidieron confundir el apoyo acrítico a Israel con una postura ecuánime contra el antisemitismo para poder utilizar esta confusión como un arma con la que matar a la izquierda.
Ocupación israelí
Derechos humanos Amnistía Internacional pide a Israel que ponga fin a la detención masiva y a la tortura de palestinos en Gaza
Un nuevo informe de esta organización de derechos humanos recoge testimonios de 27 exdetenidos entre ellos un niño de 14 años sobre torturas en los centros de detención israelíes.
Explotación laboral
Explotación laboral CC OO se persona contra Nacho Cano por dos posibles delitos contra los trabajadores
El sindicato ha confirmado este viernes que se personará como acusación contra el empresario Nacho Cano, investigado por traer a 17 bailarines mexicanos y mexicanas para trabajar en su espectáculo Malinche de manera irregular.
Opinión
Opinión Nacho Cano y la aplicación selectiva de la Ley de Extranjería
Las autoridades saben que más del 25% de las trabajadoras que atienden personas en situación de dependencia no tiene papeles, y no hay campañas de la policía o de la Inspección de Trabajo para encontrarlas.
Mugimendu Sozialista
Violencia policial La Ertzaintza desaloja el centro socialista Aresti de Bilbao
Decenas de jóvenes se manifestaron frente a los juzgados de la capital vizcaína para denunciar la actuación represiva del cuerpo policial

Recomendadas

Historia
Historia Chipre recuerda los 50 años de invasión turca
Se cumple medio siglo del ataque, seguido por la división y ocupación de la isla a manos del ejército turco. La izquierda chipriota critica el estancamiento de las negociaciones de paz y la falta de interés de Bruselas.
Infancia
Sira Rego “La palabra ‘mena’ deshumaniza al otro y nos negamos a deshumanizar a las infancias”
El Ministerio de Juventud e Infancia, creado en noviembre de 2023, tiene el reto de sacar adelante la propuesta para que se produzca la acogida de los 6.000 niños y niñas no acompañados que se encuentran en Canarias.
Mediterráneo
Fauna marina Compartir playa con tortugas marinas
En los últimos años se ha observado un aumento significativo de la anidación de la tortuga marina, y se espera que esta tendencia continúe en el futuro