Violencia machista
Nerea Barjola: “El fenómeno de los pinchazos nos permite pensar que hay un movimiento de hombres organizados”

Nerea Barjola (Santurtzi, 1980) es autora del ensayo ‘Microfísica sexista del poder’ (Virus Editorial).
Nerea Barjola
Nerea Barjola, autora de ‘Microfísica sexista del poder, el caso Alcàsser y la construcción del terror sexual’. David F. Sabadell (CC BY-NC)

Nerea Barjola va poniendo los puntos sobre todas las íes que encuentra en el camino: “Algunos expertos en drogas reproducen de forma sutil la falta de credibilidad de las mujeres, por lo que despolitizan al feminismo como movimiento y le restan contenido”, alerta sobre los pinchazos. Que no haya sumisión química no implica que los pinchazos no se produzcan. “Ya tenemos la palabra de las compañeras: están siendo pinchadas”, agrega. Reformular todo el debate, borrar la alarma social que incrementa en las mujeres el terror sexual, colocar el peso de este fenómeno sobre las ligeras espaldas de los hombres y recordar una y todas las veces que sean necesarias qué es el patriarcado es parte del discurso de esta doctora en feminismos y género, autora de Microfísica sexista del poder (Virus Editorial, 2018).  

¿El fenómeno de los pinchazos es una nueva forma de terror sexual?
Sí, indudablemente. Vincula el miedo a lo que te puede ocurrir: a estar constantemente en alerta, en vez de disfrutar de tu tiempo de ocio. Y en ese estar en alerta hay una merma en los derechos de las mujeres. En esa representación del peligro sexual siempre debemos cargar nosotras con que no nos ocurra nada malo y que es nuestra responsabilidad si nos ocurre, cuando la responsabilidad no debería recaer sobre nosotras, sino en ellos. Son ellos los que no deberían tomar el espacio público a partir de cierta hora debido al terror sexual que generan.

Estar siempre en alerta es muy cansado. ¿Cómo podemos darle la vuelta?
Es muy importante la conceptualización que he hecho en mi trabajo: la idea de girar la mirada. Esas representaciones nos indican donde está el limite —el patriarcado diciéndonos qué podemos hacer y qué no— y debemos ir a saber que todas esas dinámicas sobre nuestros cuerpos nacen de una estructura patriarcal sustentada en el machismo. 

Si la alarma social fortalece el miedo, lo único que hace es reproducir el terror sexual

¿Cómo giramos la mirada?
Deconstruyendo esas representaciones y teniendo claro quién está ejerciendo su poder y ostentado privilegios. La mirada debe situarse en quien agrede, no en quien es agredida. Pero, de momento, el foco se pone en la vida de las mujeres: regresa pronto a casa, vuelve acompañada, ten cuidado con lo que sientes y con quien vas. Sería imposible decirles a los hombres “oye, a las diez de la noche tienes que volver a casa porque si vais en grupo, violáis”. La reducción de derechos de los hombres es impensable, pero la de las mujeres está absolutamente naturalizada. Esas representaciones normalizan que las mujeres tengan que salir con miedo, enfrentarse a violencias sexuales y vivir con limitaciones cuando salen a pasarlo bien.

La reducción de derechos de los hombres es impensable, pero la de las mujeres está absolutamente naturalizada

Los Mossos d’Esquadra mantienen todas las hipótesis abiertas: desde que el fenómeno puede ser un juego de rol, un reto de internet o una movida incel/machista para mantener a las mujeres aterrorizadas. ¿Siempre habrá algo nuevo para que todo siga igual?
Sí, los formatos cambian pero el contenido no. Es importante centrar el debate y omitir las hipótesis de esos expertos en drogas e investigadores de los cuerpos de seguridad que nos despolitizan. Ya tenemos la palabra de las compañeras: están siendo pinchadas. Algunos expertos reproducen de forma sutil la falta de credibilidad de las mujeres, por lo que despolitizan como movimiento al feminismo y le restan contenido. El pinchazo en sí ya es una forma más de ejercer violencia sobre las mujeres, con independencia de su intencionalidad. Nos importan sus consecuencias: los pinchazos reproducen terror sexual en las mujeres que toman el espacio público y el ocio nocturno. Por tanto, si la alarma social está fortaleciendo el miedo, lo único  que está haciendo es reproducir el terror sexual en el conjunto social.

¿Qué debemos hacer para no caer en el terror sexual?
Reformularía la pregunta: qué tienen que hacer ellos para no seguir ejerciendo terror sexual y violencia sexual, para que nosotras no nos sintamos amenazadas y con miedo porque sí. La pregunta es qué deben hacer ellos, y una de las primeras respuestas es reformularse y aprender de teoría crítica feminista. Y, sobre todo, ponerse de frente a sus privilegios y darse cuenta de que ejercen violencia sexual sobre sus amigas, compañeras y las mujeres que forman el conjunto social. En cuanto a nosotras ya sabemos lo que tenemos que hacer: autodefensa feminista y delegar nuestro cuidado y protección a nuestras compañeras. Cuanto más deleguemos nuestro cuidado a los hombres, más desprotegidas estamos y más fácil es que se reproduzca la violencia sexual.

¿Alguna idea importante más?
Una idea importante en el fenómeno de los pinchazos es que nos permite pensar que hay un movimiento de hombres organizados. Siempre han estado organizados, pero con este fenómeno no nos pueden decir que no, porque para pinchar necesitas tener jeringuillas y drogas con antelación. Aparte, es importante darnos cuenta de que la práctica de los pinchazos contiene riesgos para la integridad de las mujeres, como la transmisión de enfermedades a través de las agujas. Ojalá la indignación y la alarma se convirtieran en un debate serio con perspectiva feminista, no un simple cacareo y cruce de voces con el que no llegamos a ningún sitio excepto a reproducir violencia sexual. Si decimos lo primero que se nos pasa por la cabeza sin teoría feminista, reproducimos el sistema machista.

Violencia machista
Terror sexual Feministas advierten de que el fenómeno de los pinchazos puede originar terror sexual, limitando los movimientos de las mujeres
Se han detectado decenas de casos en el Estado. En el País Vasco, solo en quince días la Ertzaintza ha contabilizado 12. Los Mossos d’Esquadra, 23 pinchazos. No han hallado restos de sustancias relacionadas con la sumisión química, pero el relato de que el peligro es inminente ya está calando.
Informar de un error
Es necesario tener cuenta y acceder a ella para poder hacer envíos. Regístrate. Entra na túa conta.

Relacionadas

Feminismos
Memoria histórica Mulleres: base da resistencia guerrilleira en Valdeorras
Fontes orais e grupos de investigación como Sputnik Labrego demostran que o tecido organizacional se sostivo grazas aos enlaces que loitaron dende o chan.
Opinión
La escalera, la lupa, la palabra
¿Cómo no sentirte una extranjera cuando el lugar que ocupas jamás se representa, cuando lo tuyo queda sistemáticamente fuera de los mapas? ¿Cómo no revolverte cuando habitas un mundo que no te ha pertenecido jamás?
Tribuna
La revolución de resistir
Participar en foros de opinión con gafas feministas es agotador, porque percibes constantemente mecanismos de infravaloración que normalmente son difíciles de detectar, hasta tal punto que el espacio se hace invivible.
yermag
yermag
4/8/2022 16:37

Bien, entonces siguiendo a la autora y articulista: el "terror sexual" lo causan "terroristas sexuales". Si el terrorismo se define como el uso de actos que produzcan terror con fines políticos, en este caso la típica política facha machista - misógina. Entonces si la autora piensa en grupo de hombres organizados que causan terror, estamos hablando de terrorismo machista - misógino. Y eso ¿a que espectro político nos remité? ¡quien da Vox a esos discursos machistas casposos de la época de cuando Franco era cabo? Vox. Pero ni se cita a Vox, ni a la ultraderecha, son "hombres organizados". Ahí esta el error de éste artículo. Encomiendate a Diana, la cazadora, y tendrás más precisión, mas puntería señalando posibles terroristas.

0
2
JASB
4/8/2022 13:01

«Son ellos los que no deberían tomar el espacio público a partir de cierta hora debido al terror sexual que generan». En fin... Estaría bien que la entrevistada reflexionara sobre la tontería que ha dicho. ¡Más feminismo y menos tontería!

0
3
JASB
4/8/2022 17:47

Desde medianoche hasta las 7 de la mañana los hombres tendrán prohibido salir de sus casas. Al que se salte la prohibición se le cercenarán los genitales.

1
0
Scum
9/8/2022 14:12

Ojalá

0
0
Yas
5/8/2022 9:28

Pues lo gracioso es que eso es lo que se nos recomienda a nosotras, pero suena estúpido cuando es a ellos a quien se les dice.
Tal vez sea usted la que deba reflexionar y darse cuenta que lo ha usado para que veamos lo estúpido que suena cuando es al hombre al que se le exige eso y no a la mujer, como siempre se hace. Que algunas personas lo han normalizado tanto que no se dan ni cuenta de lo que están diciendo hasta que se usa a otro sujeto, un sujeto lleno de privilegios al que nos parece impensable, o estúpido, exigir o recomendar algo así, pero que en nosotras es lo normal.

1
0
JASB
5/8/2022 12:54

Suena estúpido tanto para ellos como para ellas o elles. Haciendo estas propuestas ridículas, tengo la sensación de que el feminismo pierde credibilidad. En la declaración entrecomillada no se percibía ironía; con ironía hubiera provocado otro efecto.

0
1
Javier Gallardo Vía
4/8/2022 12:54

Lean el titular: en el se explica con claridad la finalidad del bulo.

0
0
#95565
4/8/2022 12:52

¿Y si fuera solo una psicosis colectiva para hacer de “serpiente de verano”? Los datos apoyan esto: cero testigos, cero secuelas, cero intoxicaciones.
¡Pero este artículo muestra la verdadera utilidad de esta historia ufológica! Los hombres estamos confabulados en la sombra, contra el género femenino. Increíble. Pero repítanlo mil veces y se convertirá en verdad (que decía aquel político alemán).

0
1
Scum
9/8/2022 14:16

Escuece no ser titular ni como agredidos o cómo va esto? Las agresiones, el acoso, las violaciones y los asesinatos no son ninguna cosa de ovnis... Se nota que tus privilegios no te permiten ver ni un poquito la realidad que viven otras personas.
Revísate.

0
0
Nerea-chan
Nerea-chan
4/8/2022 10:59

Hombres mal. Mujeres bien. Poco más se puede sacar de este artículo aparte de que a la autora solo le falta los nombres de los agresores para resolver el caso. Demasiado miedo reproduciendo más miedo. Caldo de cultivo para la intolerancia 😉

0
2
Scum
9/8/2022 14:17

Tolerancia cero con los agresores.
Troll.

0
0
Teresa G
4/8/2022 10:40

El tema de los pinchazos ¿es un problema extendido o mas bien unos casos concretos sobredimensionados en television y en las redes? ¿Por que se decide tratar un tema que es de caracter local (y diria mas. de ciertas macro discotecas señaladas) y detras del que hay personas concretas en una amenaza nacional? Me recuerda a lo del miedo a los terroristas, la delincuencia juvenil o los okupas que se quedan tu casa, un miedo difuso y muy util para la auto-contencion. Desde luego salir de fiesta y tener que estar todo el rato vigilando es agobiante... Ahora, esos hombres se han preparado para hacerlo, pero eso no quiere decir que "existe un movimiento organizado"... Por otra parte si esta gente se prepara para violar llevando esas drogas, decir que en general "los hombres si salen en grupo violan", es un poco paranoia. Habria que aumentar la vigilancia en las grandes discotecas donde ha ocurrido y en otras de esa misma ciudad, pero no extender la alarma a cualquier bar del pais. Con el covid nos han quitado el ocio nocturno en los parques a base de multas y ahora nos quieren meter miedo a salir de fiesta en general.

1
0

Destacadas

Crisis climática
Crisis climática Las montañas que vienen: más áridas, con menos nieve y sin glaciares
El cero térmico aumentará de cota, gran parte del manto de nieve se perderá y los ecosistemas se verán significativamente transformados. Radiografía de unos entornos de montaña ibéricos que ya se están viendo seriamente afectados por la crisis climática.
Laboral
Laboral Nueva huelga de las dependientas de Inditex al considerar “humillante” la subida salarial del 3%
El 11 de febrero la CGT ha convocado una nueva huelga estatal en la que demandan una subida salarial como la de la provincia de A Coruña, será su tercera jornada de huelga de un conflicto que empezó en noviembre
Análisis
Propuestas para la reforma del mercado de la electricidad en la Unión Europea
La financiarización está detrás de los repuntes de inflación experimentados en los últimos meses y del mal funcionamiento del mercado eléctrico.
Catalunya
Presupuestos 2023 Más cemento, más aviones, más casinos y menos humoristas, Catalunya negocia sus presupuestos
El mismo día que ERC vota a favor de la moción socialista para construir un tramo del Cuarto Cinturón, en un intento de alcanzar un acuerdo presupuestario con Salvador Illa, TV3 despide al humorista Manel Vidal por un gag sobre el PSC.
Actualidad árabe
Actualidad árabe (y más) Sin derechos en el Mediterráneo
Palestina y Líbano continúan sufriendo a costa de regímenes que no rinden cuentas por sus crímenes contra la humanidad, mientras una investigación destapa las deportaciones ilegales que Italia ejerce desde hace años en los bajos de embarcaciones privadas.
Fútbol
Ignacio Pato “Los estadios son catedrales banales muy parecidas a los centros comerciales”
Asegura el periodista Ignacio Pato que firmaría ya que en su ciudad utópica no haya estadios de fútbol. Crítico con el estado actual del espectáculo deportivo, visitó varias ciudades europeas para encontrar brotes de resistencia y esperanza que detalla en su primer libro, ‘Grada popular’.
Opinión
VV.AA.
¿Qué medidas puede tomar EE UU para fomentar las conversaciones de paz en Ucrania?
No sólo Rusia y Ucrania deben considerar qué pueden aportar a la mesa para poner fin a la guerra. Estados Unidos también debe considerar qué medidas puede tomar para resolver el conflicto subyacente con Rusia.

Últimas

Infancia
Infancia Un registro modifica la mención al sexo de un niño de 10 años por orden de la Dirección General
El cambio fue denegado por entender que no existía suficiente madurez y sin evaluar al niño. La Dirección General de Seguridad Jurídica y Fe Pública esgrime que el Constitucional insta a evaluar cada caso sin límite de edad y ordena rectificar el registro.
PNV
PNV Los vínculos del alcalde de Bilbao con la trama de corrupción en Alonsotegi
Pese a los intentos de Sabin Etxea, la acusación popular está intentando que Juan Mari Aburto testifique por haber firmado, cuando era diputado foral de Bizkaia, una subvención que terminó siendo desviada a la trama de prevaricación. El actual regidor también adjudicó tres contratos a José Luis Erezuma cuando estaba imputado.
Opinión
El capitalismo despiadado y la melodía de Mercadona
No es que sea muy de números ni de ciencias, pero no hace falta serlo para saber que nos toman por idiotas y que nos roban en nuestra cara.
Sanidad pública
Sanidad en precario La huelga en Atención Primaria de Madrid se extiende a otras categorías
Todas las categorías profesionales que trabajan en los centros de salud, así como las que ejercen en las urgencias extrahospitalarias, convocan un paro por horas el próximo 2 de febrero. Para acompañar esta huelga se hace un llamamiento a vecinas y vecinos para que se concentren en las puertas de los Centros de Salud a las 13:00 y a las 18:30 horas.
Minería
Extractivismo Cómo y por qué vuelve la amenaza de mina a cielo abierto en la comarca de Olivenza
Ante la pasividad connivente de diferentes Administraciones, Atalaya Minning PLC confirma el anunciado cierre en falso del proyecto extractivista y pone en marcha todos los recursos para materializarlo en el plazo más breve posible.
Lanaren Ekonomia
Lanaren Ekonomia Euskal oasiaren mitoa sutan
VV.AA.
Bilbo Hiria irratia, El Salto Radio, Hordago eta Argia elkarlanean, lanaren munduko analisia egiten

Recomendadas

Perú
América Latina La revuelta por la dimisión de Boluarte se expande y llega a Lima
Después de sufrir 50 muertos y 600 heridas por la represión de la fuerza pública a la población racializada de las regiones andinas, la movilización peruana se desplaza hacia la capital donde el Gobierno de Boluarte ha intensificado la criminalización de la protesta
Sanidad pública
El estallido del sector sanitario catalán
El cansancio y el hartazgo de las profesionales no es por falta de vocación o por situaciones individuales, es un agotamiento estructural de un modelo sanitario basado en la mercantilización de derechos y la competencia entre capitales.
Maltrato animal
Maltrato animal La reforma del Código Penal propone multas en vez de cárcel para delitos graves de maltrato animal
La reforma, que afronta su última fase en el Congreso, ha sido tachada por organizaciones de juristas como “el mayor retroceso” en la normativa desde su creación en 2003.
Inseguridad alimentaria
No vas a comer sano en tu puñetera vida
No se trata solamente de que la alimentación está totalmente en manos del sector privado, sino de que este opera en forma de oligopolio en todas y cada una de las fases de la cadena alimentaria.
Laboral
Críticas a la negociación sindical Descontento en las dependientas de Inditex tras la subida salarial del 3%
Pese a las movilizaciones por todo el Estado y reclamar una subida como la conseguida en A Coruña, las dependientas de Inditex apenas ven subido su sueldo 30 euros al mes tras el pacto con CCOO y UGT. La CiG y CGT, organizadoras de las manifestaciones lo critican.
Análisis
El diferencial de la muerte
La pandemia no ha hecho sino acelerar una tendencia inscrita en la evolución de nuestras sociedades.