Derechos Humanos
Uno de cada cuatro detenidos fue torturado: 5.379 carpetas azules exigen “verdad”

Cerca de 500 víctimas de maltrato policial en Bizkaia, Araba, Gipuzkoa y Nafarroa denuncian, por primera vez unidas en Donostia, que “se ha torturado de forma masiva y sistemática”. En el Día contra la Tortura piden que los informes recientemente publicados no detengan la búsqueda de justicia y verdad.
carpetas azules 3
Cientos de personas víctimas de tortura se unen por primera vez en Donostia. Imagen de Ander Iriarte, director de 'Karpeta Urdinak' (www.karpetaurdinak.eus; @karpetaurdinak)

El calendario en Euskal Herria señala el 13 de febrero como un día para hacer memoria. Un 13 de febrero de 1981 moría Joxe Arregi después de haber sido torturado en la Dirección General de Seguridad de Madrid por miembros de la Policía Nacional. Su caso, a pesar de la ingente documentación, sigue evidenciando que cuando se habla de malos tratos y tortura por parte de los cuerpos policiales, reina la impunidad y el ejercicio de memoria institucional, queda en la superficie. Desde 1960, se han contabilizado 5.379 casos de tortura. Las víctimas de tortura Bizkaia, Araba, Gipuzkoa y Nafarroa, con los datos en la mano, quieren evitar que se dé ‘carpetazo’. Por ello enarbolan esos ficheros azules en los que quedan documentados y registrados sus casos.

Las víctimas, alrededor de 500, se han reunido en Donostia blandiendo esas carpetas azules. “Las personas que comparecemos hoy aquí somos el testimonio vivo de quienes en diferentes momentos de nuestra historia reciente hemos sufrido la tortura en nuestra propia carne. Somos las torturadas y los torturados de Euskal Herria”, han leído en un comunicado. 

Allí también estaba Encarnación Blanco Abad, con su carpeta azul. “No es suficiente con establecer la verdad (sin duda ha sido un grandísimo paso), sino que hay que impedir que esto vuelva a repetirse y para ello hay que tener voluntad, tomar decisiones, poner medios… en este terreno las instituciones son imprescindibles”, ha indicado en declaraciones a Hordago-El Salto.

En números generales, de unas 16.000 detenciones durante el denominado “conflicto vasco”, se han denunciado alrededor de 5.000 casos de tortura. La relación es, como exponen las propias víctimas, de uso sistémico de violencia física y psicológica. Uno de cada cuatro detenidos fue torturado; golpeado en la cabeza, los genitales, los oídos; incomunicado, sometido, gritado, vejado, insultado; obligado a hacer ejercicios físicos, a estar de pie, sin agua ni comida, cegado lumínicamente, asfixiado; agredido sexualmente, violado o amenazado con ser ejecutado. En definitiva, a un 25 % de los detenidos se le privó de sus derechos humanos. Y eso sin contar los casos de maltrato policial que no se elevan a categorizarse como tortura. 

“Es impensable que haya podido perpetuarse durante tantas décadas, afectar a tantísimas personas y con total impunidad sin formar parte de una estrategia de Estado”, denuncia Blanco Abad, víctima de tortura

Según Blanco Abad, los cuerpos policiales no actuaron voluntariamente: “Es impensable que haya podido perpetuarse durante tantas décadas, afectar a tantísimas personas y con total impunidad sin formar parte de una estrategia de Estado”. Como denuncia junto al resto de personas víctimas de tortura, forense y jueces, entre otros, “han mirado para otro lado”.

Como se puede ver en el documental Karpeta urdianak del director Ander Iriarte, cuyo padre Joxe Iriarte ‘Bikila’ sufrió malos tratos en comisaría, en la mayoría de los casos no ha habido ni siquiera búsqueda de responsables, mucho menos depuración de las mismas. Especialmente revelador fue el caso de Sandra Barrenetxea, quien relató haber sido torturada (concretamente agredida sexualmente por agentes de la Guardia Civil) ante los propios perpetradores. En una de las sesiones del juicio hicieron que Barrenetxea se diese la vuelta y señalase a los agentes implicados. Desmoronándose, ahogándose y llorando, dijo: “Ay, Dios mío, hostia puta”. La respuesta de la Jueza fue la siguiente: “Señora, por favor, le rogaría que no siga usted diciendo palabras malsonantes“. La psicóloga Jeanette Ruiz Goikoetxeta analizaba que esta era una forma de disuadir a los denunciantes: colocar a los victimarios cerca, dejar sola a la víctima y revictimizarla. Los agentes fueron absueltos.

Carpetas azules
Carpetas azules del archivo del Instituto Vasco de Criminología. Fuente: 'Gaztezulo'. Irantzu Pastor

“No están todos”

La suma de los informes elaborados y dados a conocer por el Instituto Vasco de Criminología —en 2017 para Euskadi y hace unas semanas para Nafarroa— arrojan “una foto macabra de Hego Euskal Herria”, según las propias víctimas. A partir de 1960, en total, son 5.379 los casos de tortura oficiales. En territorio navarro, al menos 676 se dieron ya en democracia. “Sabemos que no son todos”, han apuntado.

Encarnación Abad Blanco cuenta que al Instituto Vasco de Criminología siguen llegando casos de estudio, sobre todo a raíz de la publicación de los informes. Es duro, dice, muy duro. “Tienes que revivir la pesadilla, abrir la herida… es un trago amargo que hay que gestionar a nivel psicológico, pero es la única manera de que una realidad oculta durante décadas salga a luz, y sirva como herramienta para el futuro, en el sentido de que debemos conocer lo ocurrido en el pasado para evitar que se repita”, explica. 

Tal y como refleja el informe realizado en Nafarroa Garaia, recuerdan, la recomendación es continuar con la investigación. “Sabemos que saldrán a la luz nuevos casos de tortura, de la misma manera que el desarrollo del informe realizado en la Comunidad Autónoma Vasca ha destapado más casos en estos últimos años”, han insistido durante la concentración. “Hablamos de una cifra terrible para un pueblo pequeño como el nuestro, lo cual indica que en Euskal Herria se ha torturado de forma masiva y sistemática”.

“Hablamos de una cifra terrible para un pueblo pequeño como el nuestro, lo cual indica que en Euskal Herria se ha torturado de forma masiva y sistemática”, han denunciado las víctimas

No son números. La tortura no se puede simplemente contabilizar. “Es una realidad que va más allá: la herida que reflejan los casos o las cifras es más profunda, y las consecuencias políticas, sociales, culturales y humanas todavía no se conocen en su totalidad”, han explicado. Herida que lleva el sello de colaboración de “las fuerzas policiales, jueces, médicos políticos y medios de comunicación”. Seis décadas de ensañamiento. Seis décadas donde, aprovechando el marco político, con la justificación de la actividad de ETA, “el Estado español ha utilizado la tortura”, han expuesto ante los presentes. Han sido mencionados la Guardia Civil, la Policía Nacional y la Ertzaintza como responsables: “Demasiados responsables que han actuado con impunidad, y demasiado silencio todavía”.

“El estado español, por un lado, no reconoce que se haya torturado más allá de unos casos “aislados”, unos “lobos solitarios” como Galindo”, explica el documentalista Ander Iriarte. Cuenta cómo en 1982 se inició un proceso que fue cerrado de inmediato: “Se debatió en el Congreso, pero nunca más ha vuelto a ver la luz, (tal vez asustados por lo que vieron)”. Son documentos que protegen la legislación de secretos oficiales vigente. “La razón de que tengamos una ley tan oscura, (mucho más severa que la de Estados Unidos), es que proviene del franquismo y actualmente lo que hace es proteger a muchos de los autores de esos crímenes, que están vivos o incluso ocupan cargos relevantes”, concluye Iriarte.

El informe presentado por el Instituto Vasco de Criminología hace unos años, en referencia a la Comunidad Autónoma Vasca, recogía que la Ertzaintza no solo había torturado, sino que durante los últimos tiempos era el cuerpo policial más activo en malos tratos. “La situación del Gobierno Vasco es que ellos sí tienen un informe que certifica que su propia policía ha torturado. Está como en ‘un gato de Schrödinger político’ pues, al mismo tiempo, lo reconoce y lo niega”, expresa Ander Iriarte, que ha pasado los últimos años leyendo y releyendo los datos obtenidos.

carpetas azules 2
Fotograma del documental 'Karpeta urdinak' de Ander Iriarte. En él, el forense Paco Etxeberria. Fuente: cedida Ander Iriarte.

Una de las reivindicaciones de las personas que un día sufrieron violencia en las comisarias y cuarteles es acabar con la incomunicación durante las detenciones. Ese sería un gran segundo paso tras la publicación de los informes oficiales. “Está demostrado que la situación de detención incomunicada genera el ambiente de opacidad necesario para poder ejercer tortura”, apunta Blanco Abad. La pedagogía en derechos humanos tampoco debe faltar.

Contra el ‘carpetazo’, carpetas azules

Reconocimiento, sí, pero también reparación de las personas torturadas. Hay un “vacío evidente” con “carencias dolorosas”, han insistido los concentrados en Donostia. El ejemplo, en este caso, es el intento de, tras obtener el informe en la CAV, silenciar la situación “metiéndola en un cajón”. También las dificultades que ha tenido la publicación del informe navarro, publicado recientemente a pesar de que abarca solamente hasta 2015.

“A fin de que la realidad de la tortura salga de la sombra a la luz, pedimos compromisos y pasos sólidos para profundizar en el camino del reconocimiento y la reparación social, política e institucional de las personas que hemos sido torturadas, y, por supuesto, también pedimos que se desarrollen mecanismos para establecer garantías de no repetición. Para poder conocer toda la dimensión que ha tenido la tortura en nuestro pueblo”, han leído en su emotivo y certero comunicado.

Ander Iriarte ha dirigido Karpeta Urdinak movido, como cuenta, por la posibilidad de que una de las personas maltratadas fuese su propio padre, Joxe Iriarte ‘Bikila’. En un libro que escribió, su biografía, en la página 97, describe las torturas en su paso por una comisaría. Pero no, el padre de Iriarte nunca bautizó su experiencia con ese nombre: torturas. “Racionalizo la violencia del estado como un peaje a pagar por la lucha antifranquista, anticapitalista y antiimperialista”, cuenta su hijo. Hasta ahora. Tras la presentación del informe sobre la incidencia de la tortura y los malos tratos entre 1960 y 2014 en Bizkaia, Araba y Gipuzkoa, a la que acudió, el director despertó aún más sus dudas. En Karpeta Urdinak ha ido filmando la recopilación de los datos, pero también la influencia social, política y humana que ha tenido en las víctimas y en el resto de la sociedad vasca y navarra. El colofón lo pone el proceso de aceptación de su padre y el acompañamiento de su hijo en ese periplo.

“Lo primero que buscan las víctimas es el reconocimiento: la verdad. Saben que una justicia punitiva es muy difícil, (algunos ni lo buscan), pero el elemento común que los aglutina a todos es el reconocimiento a su verdad, para que esta pueda hacer justicia en el relato y ayude a la reparación”, explica el director del documental. “Y una verdad no es que un informe con sello oficial diga que ha habido 5.000 víctimas”, puntualiza. Iriarte propone no solo informes, también memoriales, líneas de atención pública y gratuita de profesionales como psicólogos. “Se necesita que al igual que otras víctimas, la sociedad en conjunto no pueda hacer otra cosa que reconocer su dolor, sin tener que estar siquiera ideológicamente alineado”, añade.

De la verdad debemos participar todos, según Encarnación Blanco Abad. Eso esperan de la sociedad tanto las víctimas como sus familiares, que las acompañan. “Esperamos que entre todas seamos capaces de interiorizar las enseñanzas de un pasado realmente trágico para proyectarlas hacia un futuro en el que estas actuaciones no tengan lugar, no encuentren cobijo”, dice. Que no se repita nunca.

“Mientras los mentirosos hacemos documentales... Otros gastan millones en ficciones,que cuentan la supuesta verdad objetiva”, ironiza Ander Iriarte sobre el relato del conflicto vasco.

El dato no ha acabado con el relato. Iriarte sabe que su granito de arena no hará colapsar la montaña elevada por un Estado en activo que, de reconocer la violación sistemática de derechos humanos, se verían amenazado. “Mientras los mentirosos hacemos documentales... Otros gastan millones en ficciones que cuentan la supuesta verdad objetiva”, ironiza.

El documental ha competido y ha podido verse en el prestigioso FIPADOC, en la sección Impacto Documental dedicada a películas que muestran la defensa de la justicia social o la promoción de los derechos humanos. Estará proyectándose por decenas de pueblos en las próximas semanas como indica su web estrenada para la ocasión. A pesar de la dureza de las imágenes y los testimonios, al final, hay esperanza. Esperanza por ser reconocidos y acompañados. “Una gran parte nunca se sabrá, pero aún queda mucho por salir a la luz”, asegura Iriarte.

Tortura
Ander Iriarte: “La tortura ha cambiado de machacar el cuerpo a quebrar la mente”

Unas palabras de su padre y un informe al que llegó casi por casualidad llevaron al director de cine Ander Iriarte a embarcarse en producir y dirigir un documental sobre la tortura. 

Informar de un error
Es necesario tener cuenta y acceder a ella para poder hacer envíos. Regístrate. Entra na túa conta.

Relacionadas

Análisis
Análisis La tortura: causar el mayor daño posible al pueblo palestino
Las imágenes de soldados de la ocupación israelíes humillando a hombres palestinos en calzoncillos, con las manos atadas a las espaldas y ojos vendados, nos recuerdan que la tortura persiste en nuestras sociedades. No solo eso, ya no se esconde.
Cárceles
Cárceles Faltan las presas: mujeres en las cárceles y feminismo anticarcelario
El cierre de la cárcel de mujeres de Alcalá de Guadaira incrementa aún más la falta de recursos para las mujeres presas que cumplen condena en espacios masculinizados sin perspectiva de género.
Migración
Migracións Burocracia para os 'refuxiados de segunda': sete rapaces malianos ante o bloqueo do Estado ao pedir asilo
Presos da guerra, chegan a un novo territorio en procura de mellores oportunidades, pero son presos de temporalidades e trámites administrativos, minguando o seu estado anímico e deixándolles estancados nun limbo temporal que os anula como cidadáns.
Caso Carioca
Caso Carioca O caso Carioca a través dunha migrante explotada sexualmente: indemnización mínima e complot policial
O garda civil Armando aliábase con proxenetas e abusaba sexualmente de mulleres prostituídas facendo uso da súa capacidade para regularizar a súa situación.
Reforma laboral
Trabajo y precariedad Europa da la razón a UGT y fuerza al Gobierno a mejorar las condiciones de los despidos
Tras el fallo del Comité Europeo de Derechos Sociales sobre despidos improcedentes, Yolanda Díaz convoca a sindicatos y patronal para reformar la ley.
Estados Unidos
Elecciones EE UU Netanyahu afirma que Israel y EE UU seguirán siendo aliados sea quien sea el próximo presidente
La candidata designada por el presidente Joe Biden ha defendido el derecho de Israel a “defenderse” y los principales argumentos del sionismo. Sin embargo, en los últimos meses ha elevado el tono de crítica a los ataques sobre la Franja de Gaza.
O Salto medra contigo
O Salto medra contigo Eles por diñeiro, nós por un futuro mellor: subscríbete ao Salto
Sempre que unha multinacional ou un goberno intentaron cometer un atentado medioambiental no noso territorio estivemos alí para contalo. Puidemos facelo porque a nós sostennos a nosa comunidade, pero queremos chegar máis lonxe e por iso precisámoste.
Turismo
Organización social El turismo de masas revuelve a la España costera: un verano de movilizaciones contra la gentrificación
Las personas que viven en las zonas del Estado con los procesos de turistificación más avanzados han dicho basta. Baleares, Canarias, Cantabria, Cataluña o Valencia prometen un estío de protestas sin precedentes para reclamar un cambio de modelo.

Últimas

Movimientos sociales
Instituto de las Mujeres Colectivos de personas trans pierden la paciencia con Isabel García: “Debe ser cesada de inmediato”
Plataforma Trans pide medidas contra la directora del Instituto de las Mujeres tras varias informaciones esta semana que apuntan a supuestos amaños en favor de la empresa de su mujer. FELGTBI+ espera una reacción del Ministerio Igualdad.
Análisis
Análisis La última batalla de Mr. Islington
El 4 de julio, el candidato laborista en la circunscripción de Islington North sacó 16.873 votos, un 34,4% del electorado. Su contrincante independiente, 24.120, equivalente al 49,2%- Ese independiente es Jeremy Corbyn.
Libertades
Derechos y libertades Oleada de suicidios y revueltas en las cárceles italianas
En la cárcel de Trieste, 257 personas se hacinan en un espacio previsto para 150. Allí se desencadenaba la revuelta carcelaria más intensa de una oleada que dio inició hace pocas semanas.
La vida y ya
La vida y ya Mantas doradas
Denuncian la responsabilidad de los gobiernos y empresas europeas en las muertes de personas que quieren llegar a Europa.
Más noticias
La Colmena
Ilustración ¿Quién juzga a los jueces?
La libertad de expresión o del sindicalismo a secas choca con un Poder judicial que ha olvidado el significado de la palabra justicia, con minúsculas, que es el primero que señala el diccionario.
Turismo
Baleares 20.000 personas se manifiestan en Mallorca contra el turismo de masas
La plataforma “Canviem el rumb” califica de éxito la convocatoria y pide al Govern Balear que tenga en cuenta sus demandas.
Palestina
Palestina La ocupación israelí de los territorios palestinos es ilegal según la Corte Internacional de Justicia
Israel viola la convención de Ginebra con su política de asentamientos en Cisjordania y Jerusalén Este. Medidas como demoler propiedades palestinas y reasignarlas a colonos israelíes no son de carácter provisional y el efecto es irreversibles.
Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN)
30 aniversario del levantamiento del EZLN Los viajes de la Montaña. Arte, política y simbolismos de la lucha Zapatista
En este noveno texto de la serie, la autora nos propone una mirada a través del arte para entender la dinámica de construcción de la lucha zapatista en México y cómo se articula con las redes de resistencia europeas

Recomendadas

Personas con discapacidad
Itxi Guerra Itxi Guerra, activista anticapacitista: “Lo 'diska' muestra dónde falla el capitalismo y cómo dinamitarlo”
En 'Ruptura y reparación de la máquina', esta referente del anticapacitismo argumenta la potencialidad política de la discapacidad y da pautas para convivir en un sistema discapacitante: “Las redes entre personas nos permiten vivir con la máquina rota”
Arte
Arte Miguel Ángel, Crisanto Domínguez y la blanquitud
En julio se llevará a cabo la Biena de Esculturas en la ciudad de Resistencia. Como acto previo a la bienal, el 6 de marzo pasado se emplazó una replica del David de Miguel Ángel donde debía estar situada una estatua de los pueblos originarios.
Historia
Historia Chipre recuerda los 50 años de invasión turca
Se cumple medio siglo del ataque, seguido por la división y ocupación de la isla a manos del ejército turco. La izquierda chipriota critica el estancamiento de las negociaciones de paz y la falta de interés de Bruselas.
Infancia
Sira Rego “La palabra ‘mena’ deshumaniza al otro y nos negamos a deshumanizar a las infancias”
El Ministerio de Juventud e Infancia, creado en noviembre de 2023, tiene el reto de sacar adelante la propuesta para que se produzca la acogida de los 6.000 niños y niñas no acompañados que se encuentran en Canarias.