Italia
Normalidad del desastre en la provincia italiana

Los resultados de las elecciones italianas no han supuesto una sorpresa, solo muestran la continuidad de un laberinto político en el que la izquierda lleva desaparecida desde hace décadas.

Silvio Berlusconi
Silvio Berlusconi se vuelve a presentar a las elecciones aunque no pueda ser nombrado en el Parlamento
Raúl Sánchez Cedillo

Participa en la Fundación de los Comunes

7 mar 2018 15:59

Las elecciones del pasado domingo en Italia han puesto fin a toda la fe milagrera del viejo sistema político. Llevaba muerta un buen tiempo, pero el lamentable intervalo Renzi llevó a los defensores de la llamada Segunda República italiana a pensar que aún había esperanza. Hoy podemos decir que ya no queda nada, ni de los partidos ni de los proyectos, de los partidos constituyentes de 1948.

Las izquierdas históricas han sido pulverizadas: los herederos de Togliatti se han comportado como los vástagos de las mejores sagas familiares: se pelearon por la herencia, se repartieron a dentelladas las rentas, dividiéndose el patrimonio, arrastraron por el fango o por el ridículo los nombres del padre y del abuelo.

El colofón ha estado a la altura de los precedentes, porque después de que el arrogante democristiano progre que ha sido Renzi los desalojara de su viejo palazzone (el Partito Democratico, PD), a los hijos pródigos de la izquierda italiana no les había quedado más remedio que agruparse todos en un pequeño sótano, de nombre Liberi e Uguali, desde el que han cosechado poco más de un 3%, asegurándose por los pelos una presencia cadavérica en Montecitorio y en Palazzo Madama.

La degradación del instinto político italiano, desde la gran ruptura que inaugura Berlusconi, se identifica por lo siguiente: poner a un juez meridional antimafia de cabeza de lista. Como si no hubieran sido suficientes el episodio Ingroia (2013, Rivoluzione Civile, poco más del 2 %) o la triste decadencia de Di Pietro, el héroe justicialista de Mani Pulite, se decidió que Pietro Grasso, juez antimafia y presidente del Senado, encabezara la lista que reunía a un D’Alema (del que, como a un trasunto del Gato de Cheshire, sólo ha quedado un bigote flotante) con Nicola Fratoianni, el ex portavoz disobbediente y delfín de Nichi Vendola, junto a otras antigüedades del PD, como Bersani y juguetes rotos como Civati o Fassina. La tímida expectativa de Potere al Popolo! se ha traducido en poco más del 1 %. Antes que provocar una verdadera catarsis, este descenso a la ridiculez más completa no hará probablemente más que intensificar el furor cainita.

Renzi es ya el personaje odioso de las comedias estadounidenses de high school. Tan adicto a la atención que ahora dice que dimite para quedarse… para ver cómo le parten la cara

El ocaso del cavaliere y de su imitador toscano

Renzi es ya el personaje odioso de las comedias estadounidenses de high school, desguazador desguazado y meteoro estrellado. Tan adicto a la atención que ahora dice que dimite para quedarse… para ver cómo le parten la cara. Vale: algunos sabíamos que acabaría así. Pero lo cierto es que tuvo en sus manos, con la fallida reforma constitucional de 2016, la posibilidad de llevar a cabo las tareas pendientes que definían el proyecto de la Segunda República: predominio del Ejecutivo, control político de la magistratura, recentralización administrativa, gobiernos estables.

El ocaso de Renzi ensordece el canto fúnebre de la empresa política de Berlusconi, cuyo imperio mediático tendrá que decidir ahora quienes podrían ser los caballos ganadores y los herederos de la franquicia Forza Italia.

El significado de los resultados en el Norte y en el Sur

El mapa electoral que deja el pasado 4 de marzo tiene una primera lectura, tan sencilla como insuficiente: la protesta contra la Segunda República y su subordinación a la dictadura comisaria europea ha dado la hegemonía absoluta a las variantes del populismo reaccionario, es decir, a dos metabolismos de los efectos del capitalismo autoritario y austeritario: el de las regiones del Norte, más ricas, que demandan la retirada de todos los frenos al egoísmo explotador y apropiador del pequeño capitalismo industrial y comercial, clánico y envejecido; y el del Sur, que demanda renta para los obedientes y equiparación de oportunidades de los más jóvenes con el Norte en las regiones condenadas históricamente por la desinversión, la estigmatización (el terrone del Sur, manipulado y subvencionado por la Roma ladrona, fue hasta hace muy poco el chivo expiatorio de la entonces Lega Nord) y las mafias.

Los datos muestran una correlación directa entre el menor nivel de renta y el mayor porcentaje de voto por el M5S (mientras que en el caso del PD la correlación es la contraria). Pero si hay algo que acomuna a ambos populismos del rencor es la acumulación de toxinas que presentan ambos metabolismos: entre el comunitarismo racista de Salvini y el individualismo en red de di Maio hay diferencias de grado, pero les une un nacionalismo excluyente y agresivo, un odio de la multitud metropolitana que presupone la supremacía colonial itálica. 

El gobierno imposible y las evoluciones posibles

Lo curioso de la situación es que, a pesar de la hegemonía absoluta del populismo tóxico, las diferencias de renta y de geografía de sus electorados, antes que la ambición de poder de sus dirigentes, impiden todo entendimiento entre la Lega y el M5S. Las combinaciones más posibles son todas poco probables o en todo caso altamente inestables. Lo que se abre más bien es la refriega entre las distintas bandas políticas en el Estado, los medios y los partidos.

El gobierno “técnico” de Gentiloni podrá continuar por un tiempo, mientras el presidente democristiano Mattarella cumple con la rutina de buscar una combinación factible de mayorías parlamentarias que respalden a un ejecutivo. Las declaraciones tanto de Salvini como de Di Maio hacen pensar más bien en una guerra de desgaste entre la Lega y el M5S, por un lado, y en operaciones de aniquilación de los socios probables minoritarios, por el otro: Forza Italia en el caso de la Lega, y el PD ("Pasok") en el caso del M5S.

La relación de Italia con el Eurogrupo no es distinta de la de Cataluña con el Reino de España, y de la de este con el Eurogrupo

A su vez, Renzi y Berlusconi no están dispuestos a salir de escena sin llevarse por delante todo lo que puedan. Aunque no se puede excluir que dentro de unos meses la opción de un nuevo gobierno “técnico” sea vista por todos los actores como la opción menos mala, es más probable que lo que vivamos sea una carrera hacia unas nuevas elecciones que consoliden el nuevo bipolarismo tóxico. 

EL GOBIERNO IMPOSIBLE Y LAS EVOLUCIONES POSIBLES

La incapacidad de formar gobierno es una consecuencia directa de la hegemonía absoluta de estos populismos. La verticalización de la cadena de mando en la UE ha transformado la gobernanza entre los socios, ha introducido una dictadura comisaria que afecta a todos los procesos políticos de los Estados miembros. En este sentido, la relación de Italia con el Eurogrupo no es distinta de la de Cataluña con el Reino de España, y de la de este con el Eurogrupo.

La demanda de odio y agresividad contra los migrantes, los no blancos, las mujeres y las personas LGTBIQ está bien representada por los partidos mayoritarios

La dictadura comisaria, que tiene sus vértices en el triángulo Berlín, Francfort, Bruselas, ha impuesto una simetría de escala entre países, regiones, provincias y municipios. Italia no es ya más que una provincia más de la UE, que no puede ser sometida al castigo ejemplar como en el caso griego, pero a la que tampoco puede permitirse una autonomía fiscal y financiera o una capacidad de decisión sobre los tratados europeos o la moneda única. Mientras tanto, la situación europea continúa pudriéndose. 

El problema del fascismo y la realidad del apartheid europeo

El temor a la entrada en las cámaras de los fascistas sin complejos de Casa Pound o Forza Nuova no ha tenido confirmación. Ambas formaciones han obtenido resultados ridículos. Como sucede en menor medida en el Reino de España, la demanda de odio y agresividad contra los migrantes, los no blancos, las mujeres y las personas LGTBIQ está bien representada por los partidos mayoritarios.

El fascismo squadrista es una invariante italiana desde el final de la Segunda Guerra Mundial. Lo nuevo en la provincia itálica es la aceptabilidad de masas, mediática, institucional, de los afectos fascistas. Pero conviene que la preocupación no haga olvidar que la alternativa real en juego en Italia y en la UE es la que se da entre el business as usual de los distintos neoliberalismos europeos y el ingreso en un periodo de constitucionalización del apartheid interno en las legislaciones y en las prácticas gubernamentales.

En este sentido, Italia, cuna del fascismo, vuelve a ser el laboratorio de nuevas formas de dominio, basadas en la introducción de la lógica colonial en el interior de las metrópolis, utilizando sistemáticamente lo que Sandro Mezzadra y Brett Nielson han denominado el “método de la frontera”. Italia indica asimismo que, contra los afectos fascistas, el único populismo emancipador es de la democracia y el contrapoder de los muchos y subalternos, que sólo existe en las luchas y en sus instituciones propias, contra los nacionalismos de los países coloniales de Europa.

Informar de un error
Es necesario tener cuenta y acceder a ella para poder hacer envíos. Regístrate. Entra na túa conta.

Relacionadas

Palestina
Italia frente al genocidio Ante la masacre palestina, Italia es mucho más que su gobierno
El apoyo del ejecutivo de Meloni a Israel cuenta con un trasfondo de importantes intereses económicos y unos medios de comunicación que refuerzan el relato sionista. Mientras, la ciudadanía muestra su solidaridad con Palestina pese a la represión.
Italia
Italia Rescates en el Mediterráneo central: Italia dificulta la labor de los barcos de salvamento
La política de asignar puertos lejanos, denuncian desde el Ocean Viking, agrava el trauma de las personas migrantes mientras incrementa la mortalidad en el Mediterráneo Central, con los barcos de salvamento ausentes durante días.
Pensamiento
Despedida Antonio Negri, vencedor
Toni se ponía del lado de los explotados, de los marginados, de quienes no tienen capacidad de expresarse, pero nunca trató de educarles ni de guiarles, sino de ayudarles a reconocer su potencial.
#10233
8/3/2018 9:17

El no querer ver la realidad de lo sucedido no va a ayudar. Las plumas que ven peligrar su futuro tras décadas de engaños y colaboración con las políticas mafiosas hasta ahora reinantes en los paises pigs europeos, se resisten a analizar con coherencia lo sucedido en Italia. Mil vueltas para no decir que se cierra la época de la delincuencia en el poder, y que afloran los honestos para tratar de aproximar la Europa del norte con la del sur, no solo en derechos y libertades, por encima de todo en honestidad, lo que conlleva el bienestar para todos los que han sufrido la bota de unos partidos políticos miserable que secuestraron los estamentos políticos...
Son movimientos populares, no populistas como despectivamente tratan algunos a la ciudadanía despierta. Hasta la RAE modificó las acepciones de estos calificativos para tratar de desprestigiar a los equivalentes españoles. Ya no engañan, y l@s polític@s corruptos con el mundo ponzoñoso que los envuelve parecen tener sus días contados...

3
0
O Salto medra contigo
Palestina nun puño Fagamos que o corazón de Palestina latexe máis forte que nunca
Logo da gran acollida da portada do noso último número, encargamos 250 bolsas de tea serigrafiadas con ela para apoiar simbólica e economicamente ao pobo palestino.
Genocidio
Genocidio Junts se alinea con PP y Vox y vota en contra del fin del comercio de armas con Israel
El PSOE y el número dos de Sumar por Madrid en las pasadas elecciones votan en contra de suspender las relaciones bilaterales de España con Israel. La derecha tumba tres mociones para interrumpir el suministro de armas al Estado sionista.
Genocidio
Genocidio Colombia suspende la compra de armamento israelí tras la matanza de personas que esperaban comida
Gustavo Petro, presidente de Colombia, ha anunciado el cese de relaciones de comercio armamentístico con Israel. Se trata de una decisión tomada tras la matanza de cien personas al suroeste de la ciudad de Gaza.
Pensiones
Pensiones El Gobierno deja en manos de la patronal la jubilación anticipada de los trabajadores en sectores de riesgo
El Ministerio de Seguridad Social contraviene al Tribunal Supremo, que en 2023 dictaminó que no es necesaria la presencia de la patronal para incoar el procedimiento de estudio para la aplicación de los coeficientes reductores, como CGT demandaba.
Madrid
Gran Premio de España El escondite Ifema: la sombra del pufo valenciano sobrevuela la F1 de Ayuso y Almeida
Las cinco ediciones del Gran Premio de Europa que acogió Valencia costaron a las arcas públicas 308 millones de euros. Como en el circuito que Madrid pretende montar, los dirigentes regionales hablaron entonces de “coste cero” para el erario público.

Últimas

Libertad de expresión
OMC Represión y detenciones en la conferencia de la Organización Mundial del Comercio en Abu Dabi
Las organizaciones de la sociedad civil que han asistido a la conferencia denuncian que los miembros de seguridad están coartando su libertad de expresión, realizando detenciones y les prohíben vestir la kufiya.
Minería
Mina polémica La mina de Aguablanca, en el aire
La caducidad de su Declaración de Impacto Ambiental, denunciada por Ecologistas en Acción, pone en cuestión la licitud de la reapertura de la mina de níquel de Monesterio (Badajoz).
Opinión
Opinión Las políticas de progreso que no lo son
El mejor camino para construir la paz es promover procesos de seguridad común entre países que facilite la multipolaridad, la confianza mutua, y el apoyo entre estados para alcanzar una seguridad compartida.
Feminismos
HACIA EL 8M en Madrid Una cadena humana feminista contra el genocidio del pueblo palestino
Más de 3.000 mujeres participarán el sábado 2 de marzo en una cadena humana organizada por la Comisión 8M de Madrid para denunciar la ocupación y el apartheid que sufre Palestina por parte del Estado de Israel.
Más noticias
Tribuna
Tribuna ¿El final del mayor caso de criminalización de la solidaridad en las fronteras? El juez decide
Casi 8 años después desde que empezara la investigación contra la tripulación del barco de rescate iuventa, el juez decidirá este sábado 2 de marzo si cierra el caso o si las acusadas deberán enfrentarse al juicio principal.
Memoria histórica
Memoria histórica Los Merinales, lugar de memoria
Los Merinales fue el campo de concentración desde el que el franquismo construyó el canal de riego del bajo Guadalquivir
Salud Pública
PRIVATIZACION Osakidetza externalizará 85 millones del servicio de ambulancia a la firma de un candidato del PNV
Aunque todavía no se ha resuelto, la falta de concurrencia y el proceso de adjudicación indican que dos de los tres lotes licitados irán a parar a La Pau, dirigida en Euskadi por Yeray Del Río, que aparecía en la lista electoral de los jeltzales.

Recomendadas

Literatura
Literatura África y la novela negra se citan en el festival Aridane Criminal
África, sus culturas y su ciudadanía se relacionan con la novela negra en España a través de experiencias como Aridane Criminal y la obra de autores como Antonio Lozano, Carmen J. Nieto o Jon Arretxe, vinculados todos a Alexis Ravelo.
Residencias de mayores
Protocolos de la vergüenza Ayuso, el archivo de querellas por lo ocurrido en las residencias y la falta de investigación en los juzgados
Los juzgados que archivan las querellas contra Ayuso por las residencias lo hacen sin investigarla, mientras la Audiencia ha dado hasta tres “toques” a los tribunales por no abrir diligencias contra cargos políticos. Algunas demandas siguen su curso.
Guerra en Ucrania
Dos años de la invasión rusa Volodymyr Ishchenko: “Zelensky ya no es el dirigente más popular en Ucrania”
Entrevista con el sociólogo ucraniano Volodymyr Ishchenko sobre la situación política y social en Ucrania, dos años después del estallido de la guerra
Palestina
Ocupación israelí El colonialismo israelí está desnudo
La “victoria” genocida del sionismo sobre el pueblo nativo de Palestina o un horizonte de descolonización con una Palestina libre del río al mar, parecen ser los dos únicos finales posibles a una herida colonial que nunca acaba de cerrarse.